La oralidad en peligro

Diego Valadés


Una reforma constitucional de 2008 adoptó el sistema penal acusatorio y oral. Su aplicación práctica implica cambios institucionales todavía sujetos a prueba.

Para seguir leyendo, regístrate o suscríbete.
USUARIOS REGISTRADOS
USUARIOS NO REGISTRADOS
ACCESO GRATIS PARA SUSCRIPTORES
REGÍSTRATE AQUÍ

ACCESO CON CÓDIGO TEMPORAL
CLICK AQUÍ
¿AÚN NO ERES SUSCRIPTOR?