Compartir artículo:
¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Empresas?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

Vende Garza Ponce activos a Fibra Uno

  • El inmueble de Embraco en Apodaca fue parte de la operación. Foto: Silvia Olvera
Moisés Ramírez y Abraham Saucedo

Notas Relacionadas

Crece construcción en primer trimestre
Registra el sector un aumento del 5.1 por ciento a nivel nacional, cifra por arriba del 4.6 por ciento registrado durante los primeros 3 meses del 2011.
Grupo Garza Ponce (GP), en sociedad con Clarion Partners, pactó vender a Fibra Uno 29 inmuebles industriales y 4 reservas territoriales en una operación valuada en 274.8 millones de dólares.

Para cerrar la operación, una vez obtenidas las autorizaciones de la Comisión Federal de Competencia, Fibra Uno asumirá deuda de la parte vendedora por 74.3 millones de dólares y pagará 200.5 millones de dólares en Certificados Bursátiles Fiduciarios (CBFIs).

En entrevista telefónica, José María Garza Treviño, presidente de la División Construcción y Desarrollo de GP, explicó que mediante un fideicomiso, su compañía y el fondo de inversión estadounidense Clarion Partners operaban los inmuebles en partes iguales.

Con base en ello, indicó que cada socio recibirá, como producto de la venta, un beneficio de 137.4 millones de dólares.

Señaló que la mayor parte de los recursos que obtenga el grupo regiomontano con la venta será destinada a construir dos nuevos parques industriales, de los que aún es analizada su ubicación.

Añadió que será hasta el próximo año cuando GP defina sus nuevos proyectos, al aclarar que primero revisarán cómo habrán de quedar las disposiciones fiscales que apruebe el Congreso.

"Vamos a seguir dentro de lo mismo. Gran parte de esto (la venta) va a ser capital para nuevos desarrollos industriales; en el caso de Clarion con esto cierran un capítulo y vamos a sentarnos con ellos a ver qué sigue hacia delante", comentó.

"En Nuevo León (aún) tenemos 3 parques industriales desarrollados, tenemos otro en Reynosa y uno más en Aguascalientes", abundó.

Por separado, también en entrevista telefónica, Gonzalo Robina, director general adjunto de Fibra Uno, dijo que de los inmuebles adquiridos, 14 se encuentran en Nuevo León, 13 están repartidos en los estados de Chihuahua y Tamaulipas, uno más en San Luis Potosí y otro, el que requirió la mayor inversión, de 50 millones de dólares, corresponde a la planta Whirlpool en Saltillo.

Entre los inmuebles que corresponden a Nuevo León se incluye la planta en Apodaca del fabricante de compresores Embraco, tasada en 34 millones de dólares y que tiene un área de 32 mil metros cuadrados.

Robina señaló que de las reservas territoriales tres están en Nuevo León y la otra en San Luis Potosí.

"Nos sentimos muy confiados en que Nuevo León se está levantando y que estos tres terrenos que tenemos ahí rápidamente podremos tenerlos rentados", manifestó.

El directivo señaló que en los próximos días se determinaría la cantidad de CBFIs que representarán el monto de 200.5 millones de dólares a pagar, y que los 74.3 millones de la deuda asumida están con HSBC y GE.

"Hoy el deudor es Grupo Garza Ponce y a partir de que hagamos la transferencia de los activos el deudor será Fibra Uno", explicó.

"La deuda seguirá siendo la misma y la garantía que tengan esos bancos serán los mismos edificios, pero en lugar de que el dueño sea Garza Ponce, seremos nosotros", detalló.

Calculó que la incorporación de las propiedades le generará ingresos netos operativos estimados al año por 19.7 millones de dólares.

Fibra Uno es un fideicomiso mexicano creado principalmente para adquirir, poseer, desarrollar y operar una diversa gama de inmuebles, incluyendo propiedades industriales, comerciales y de oficinas en el País.

Actualmente, cuenta con 315 propiedades en 29 entidades de la República con un área rentable de aproximadamente 3 millones de metros cuadrados.
Hora de publicación: 00:00 hrs.
UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS