¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Economía?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

Alertan explosión de pobreza y diabetes


Gonzalo Soto
Sin un mejor gasto público que genere verdadera infraestructura productiva y brinde oportunidades a los jóvenes, en 15 años México se convertirá en un país de viejos, diabéticos y pobres, afirmó el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco).

Durante su intervención en el Seminario Paquete Económico 2016, que organiza el Senado de la República, Juan Pardinas, director general del Instituto, advirtió que la mitad del bono demográfico del que por años presumió el País se ha esfumado sin haberlo aprovechado.

"Desgraciadamente ya se nos fue, se nos desvaneció el aprovechamiento de la mitad del bono demográfico, cada vez más el bono se nos está transformando en pagaré.

"Si no actuamos y tomamos decisiones hoy, para el periodo 2030-2035, cuando el bono haya efectivamente desaparecido, cuando los mexicanos que nacimos en la década de los 60 y 70 estemos entrando plenamente en el retiro, si no logramos crecer en ese periodo México será un país de ancianos, diabéticos y de pobres", dijo.

Pardinas aseguró que el crecimiento del País y el gasto de Gobierno no ha tenido, por mucho, el impacto esperado para generar los espacios de oportunidad para los jóvenes ni la formación de infraestructura productiva y adecuada a las necesidades actuales.

"O crecemos en los próximos 15 años o va a ser muy difícil a partir de 2030-2035 recuperar las tasas de crecimiento.

"Tenemos que ver de qué manera desde el gasto público podemos combatir la informalidad y la pobreza, ésta debe ser una política de largo aliento para aprovechar esta ventana de oportunidad que va a desaparecer y no va a volver", insistió.

El especialista explicó que un ejemplo de la mala planeación del gasto en México es que se sigue pensando que la infraestructura física sigue siendo sinónimo de desarrollo, cuando más allá de carreteras se requieren proyectos para aprovechar las nuevas tecnologías e ideas que moldearán la economía del futuro.

"Seguimos invirtiendo en infraestructura del siglo XX y no del siglo XXI", apuntó.

Al final de su presentación, Pardinas agregó que sin importar los ajustes presupuestarios o los limitados recursos, el Gobierno debe hallar la forma de gastar mejor para aprovechar el poco tiempo que le queda a México antes de enfrentar una crisis mucho mayor.
Hora de publicación: 14:39 hrs.

FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

GRÁFICOS ANIMADOS RELACIONADOS

Más de Finanzas Públicas

UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS