Más de Reforma
Regresan a Gordillo bienes
Acapulcazo... en Chalco
Es primer trimestre de 2019 el más violento
'Hacen su agosto' en retorno de vacacionistas
Dejan explosiones 207 muertos en Sri Lanka
Abren (más) frontera sur a migrantes
Sufren ola de asaltos en zona de Santa Fe
Descarta 'Orozco Park' en Chapultepec
Pide Papa por Venezuela en Domingo de Resurrección
Cambian focos de huachicoleo
Ajusta SEP criterios para aprobar grados
Repuntan en marzo homicidios dolosos en CDMX
¿Quieres recibir en tu correo electrónico un resumen noticioso de la sección Entremuros?
Solo por hoy
Por los siguientes 3 días
Durante una semana

Diseñan para los más pequeños

  • La sede da cabida a 160 niños. Foto: cortesía Aisaka Architects' Atelier
Ricardo Dorantes
El jardín de niños Amanenomori Nursery School, en la ciudad japonesa de Funabashi, pretende establecer, a través del diseño, la estrecha relación que debe existir entre los pequeños y la naturaleza.

Un patio central en forma de anillo se convierte en el núcleo de la estructura de dos niveles, y funciona como el circuito en torno al cual los niños se conectan con la tierra, las áreas verdes y el agua.

"'Amane' es sinónimo de 'vuelta', o 'alrededor de', y representa el deseo de la escuela para que los niños sientan la bendición del entorno natural. Es un edificio que provoca a los pequeños la sensibilidad y despierta sus capacidades", destacó la oficina de arquitectura Aisaka Architects' Atelier, encargada del proyecto.

El lado sur del sitio se utiliza para el camino de entrada y el resto de la pieza da lugar a un vivero. La estructura en forma de anillo incluye un parque agradable para los niños y de fácil acceso.

El patio, además de la plantación, luce un paisaje agradable para los niños, como pistas, escaleras y un puente que cruza el círculo.

Cada parte del diseño está pensada en el desarrollo de los infantes; por ejemplo, se colocó un huerto y una cocina de muros transparentes, con la finalidad de que los niños despierten su curiosidad respecto a la alimentación sana y aprendan de la preparación.

Asimismo, los barandales elevados ofrecen protección a los pequeños, y materiales como madera, acero y piedra, muestran a los pequeños sus texturas más naturales.
Hora de publicación: 11:57 hrs.

FOTOGALERIAS RELACIONADAS

GALERIA MULTIMEDIA RELACIONADAS

GRÁFICOS ANIMADOS RELACIONADOS

NOTAS RELACIONADAS

UN VISTAZO A LOS COMENTARIOS




En Portada
Regresan a Gordillo bienes
Acapulcazo... en Chalco
Es primer trimestre de 2019 el más violento
'Hacen su agosto' en retorno de vacacionistas
Dejan explosiones 207 muertos en Sri Lanka
Abren (más) frontera sur a migrantes
Sufren ola de asaltos en zona de Santa Fe
Descarta 'Orozco Park' en Chapultepec

Diseñan para los más pequeños

Ricardo Dorantes
(18 mayo 2016).-
  • La sede da cabida a 160 niños. Foto: cortesía Aisaka Architects' Atelier

El jardín de niños Amanenomori Nursery School, en la ciudad japonesa de Funabashi, pretende establecer, a través del diseño, la estrecha relación que debe existir entre los pequeños y la naturaleza.

Un patio central en forma de anillo se convierte en el núcleo de la estructura de dos niveles, y funciona como el circuito en torno al cual los niños se conectan con la tierra, las áreas verdes y el agua.

"'Amane' es sinónimo de 'vuelta', o 'alrededor de', y representa el deseo de la escuela para que los niños sientan la bendición del entorno natural. Es un edificio que provoca a los pequeños la sensibilidad y despierta sus capacidades", destacó la oficina de arquitectura Aisaka Architects' Atelier, encargada del proyecto.

El lado sur del sitio se utiliza para el camino de entrada y el resto de la pieza da lugar a un vivero. La estructura en forma de anillo incluye un parque agradable para los niños y de fácil acceso.

El patio, además de la plantación, luce un paisaje agradable para los niños, como pistas, escaleras y un puente que cruza el círculo.

Cada parte del diseño está pensada en el desarrollo de los infantes; por ejemplo, se colocó un huerto y una cocina de muros transparentes, con la finalidad de que los niños despierten su curiosidad respecto a la alimentación sana y aprendan de la preparación.

Asimismo, los barandales elevados ofrecen protección a los pequeños, y materiales como madera, acero y piedra, muestran a los pequeños sus texturas más naturales.


Hora de publicación: 11:57 hrs.